Teniendo un orgasmo divino,  por obra y gracia del gran Bernini. Visto en este genial post.